Saltar al contenido

El Interés Simple

diciembre 29, 2021 Modificado el 29/12/2021 por Aitor Munarriz
interés simple

El interés simple es uno de los conceptos más importantes en finanzas. Conocerlo, te ayudará a tomar mejores decisiones al momento de solicitar un crédito o de invertir. ¿Por qué? Si te estás preguntando cómo puede ayudarte, esto se debe principalmente para entender con mayor detalle cuánto puedes ganar al invertir y cuánto es lo que se pagará de interés al finalizar el plazo de algún crédito o préstamo.

Por ejemplo: para la persona que pide un préstamo, el interés simple es ventajoso porque los intereses no aumentan con el tiempo. Por el contrario, para la persona que presta dinero le conviene que sea el interés compuesto, porque al final del período, ganará más dinero.

Definición

El interés simple es la cuantía que se paga sobre un capital, este puede ser: por un préstamo, crédito o ingresos que se obtienen por invertir, como por ejemplo; en depósitos. Este se calcula en base del capital inicial y a lo largo del tiempo éste no variará.

El concepto de interés simple se aplica principalmente en varios sectores como: la banca, el mercado hipotecario (más en específico créditos hipotecarios), automóviles y otras instituciones financieras. Asimismo, es muy utilizada en las finanzas personales.

Fórmula y ejemplo de interés simple

¿Cómo se calcula el interés simple? Esta fórmula es la manera más sencilla para obtenerlo:

Interés simple = Cantidad * Tasa de interés * tiempo

Tambien es muy común denominar a esta fórmula «carrete» que quiere decir : Capital x Rédito x Tiempo. ( C x R x T )

Ejemplo:

Supongamos que pides un crédito por $1,000 a una tasa del 7%; en un periodo de pago de un año y quieres conocer cuánto es lo que pagarás de intereses al vencimiento. Con la fórmula antes mencionada, obtenemos el siguiente resultado:

Fórmula = Cantidad * Tasa de interés * tiempo

Operación = $1,000 * 0.07 de interés * 12 meses (1 año).

Resultado = $840

Esto quiere decir que tendrás que pagar por éste préstamo 840$ de intereses y la deuda total será de $1,840 a liquidar en un año.

Diferencias con el interés compuesto

La principal diferencia que podemos encontrar entre el interés simple y el compuesto, es que el interés simple se basa en la cuantía principal del préstamo o inversión. En otras palabras, el interés es igual para todos los años en un tiempo determinado principal. En el caso de una inversión, el interés ganado se mantiene en los distintos períodos de tiempo.

En contraparte, el interés compuesto se basa en que la cuantía y el interés que se acumulan en cada periodo. El interés es diferente para cada lapso del período de tiempo, ya que se calcula sobre el monto y no sobre el capital. Por lo que año con año la deuda puede crecer, pero también nuestras inversiones; si lo vemos del otro lado de la ecuación.