Saltar al contenido

Ampliaciones de capital

agosto 28, 2022 Modificado el 31/08/2022 por Aitor Munarriz
ampliacion de capital

Una ampliación de capital es una operación de financiación empresarial que consiste en aumentar los fondos propios de una sociedad (salvo que la ampliación sea liberada).

La ampliación de capital se puede realizar:

  • Por elevación del valor nominal de todas las acciones ya existentes.
  • Mediante la emisión de acciones nuevas.

El contravalor del aumento del capital podrá consistir:

  • En nuevas aportaciones dinerarias o no dinerarias al patrimonio social (incluida la compensación de créditos contra la sociedad).
  • En la transformación de reservas o beneficios que ya figuraban en dicho patrimonio (ampliación liberada).

Ampliación capital con emisión de nuevas acciones

En las ampliaciones de capital mediante la emisión de nuevas acciones con aportaciones dinerarias, es posible que acudan a la ampliación tanto los accionistas antiguos como el público en general.

Los antiguos accionistas pueden ejercer su derecho de suscripción preferente para la adquisición de acciones nuevas, mientras que el resto de los interesados, deberán comprar previamente los derechos que les permitan suscribir el número de nuevas acciones deseado.

Los scrip dividends son emisiones de acciones realizadas para remunerar a los accionistas en vez de dividendos. Los accionistas pueden elegir vender los derechos de suscripción proporcionados por la empresa a cambio de liquidez y de ese modo, obtener un dividendo normal.

La otra opción que tienen los accionistas es aceptar los derechos de suscripción y aumentar el número de acciones que tienen de la empresa.

¿Cuál es el precio de estas nuevas acciones?¿Cómo se calcula tras la nueva ampliación de capital?

El precio de las nuevas acciones depende de si la ampliación se realiza a la par, con prima de emisión o con cargo a reservas:

Ampliación a la par: el precio de las nuevas acciones coincide con el valor nominal de las acciones existentes.

Ampliación con prima de emisión: el precio de las nuevas acciones es el valor nominal más una cantidad, que es la prima de emisión.

Ampliación de capital con cargo a reservas (ampliaciones liberadas): consisten en utilizar las reservas disponibles como contravalor de las nuevas acciones emitidas. Por tanto, se entregan a los accionistas acciones nuevas gratis. Se conoce como scrip dividend.

¿Qué son los derechos de suscripción preferentes?

 Los accionistas de una empresa que amplía capital mediante la emisión de nuevas acciones, tienen derecho de suscripción preferente (DSP) frente a terceros no accionistas.

Esto supone que el accionista antiguo puede suscribir un número de acciones nuevas proporcional al número de acciones antiguas que poseía. Con ello, consigue mantener el mismo porcentaje de participación de capital que tenía antes y evitar la dilución de reservas que se produciría si no se estableciese este mecanismo.

Se trata de salvaguardar los derechos que los antiguos accionistas tienen sobre las reservas de la empresa, que se formaron a base de menores dividendos repartidos.

Ejemplo ampliación de capital:

Una empresa tiene 900.000 acciones emitidas que cotizan a 10 euros cada una. Para financiar el desarrollo de un proyecto, se plantea emitir 100.000 nuevas acciones con DSP, a un precio de emisión de 8 euros.

El precio tras la emisión será:

Pd = [(Valor acciones antes emisión + Capital captado) / Total acciones tras emisión] = (a x P + q x Pe) / (a + q) = (9.000.000 + 800.000) / 1.000.000 = 9,8

La dilución:

El ejemplo muestra la dilución, ya que la ampliación ha hecho que baje el precio de las acciones. Los antiguos accionistas tenían 900.000 acciones a un precio de 10 euros (9 millones) y en la actualidad tienen 900.000 a 9,8 euros.

Como colectivo han sufrido una pérdida de valor en sus carteras por importe total de 180.000 euros [a x (P – Pd) = 900.000 x 0,2 euros].

Los derechos de suscripción preferentes:

Veamos el papel que juegan los DSP y de dónde obtener su valor teórico por el que se comprarán o venderán.

Piensa en una persona que necesita conseguir un «permiso» para comprar acciones a 8 euros cuando en el mercado valen 9,8 euros. Estaría dispuesto a pagar por ese permiso como mucho 1,8 euros. A partir de ahí, es mejor ir directamente al mercado.

Las condiciones de esta emisión era 1 nueva por cada 9 antiguas (1 x N) donde N = a / q = 9, eso significa que se necesitan 9 derechos para poder comprar una acción nueva.

En realidad, son 9 derechos los que se necesitan para una acción nueva, luego el precio del derecho 0,2.

Valor de la cartera de un antiguo accionista

Pensemos ahora en un antiguo accionista con 2.000 acciones. En este caso, el valor de su cartera antes de la emisión de las nuevas acciones era de 20.000 euros, siendo el valor de su cartera con posterioridad a la emisión de (2.000 x 9,8 euros = 19.600 euros).

La pérdida es de 400 euros, lógico pues 2.000 x 0,2 = 400 euros.

Al tener 2.000 acciones, la participación en la empresa era un 0,222% (2.000 / 900.000) y tenía 2.000 derechos. Si no utiliza los derechos, su participación quedaría al 0,2% (2.000 / 1.000.000), mientras que si utiliza los derechos preferentes para suscribir nuevas acciones, puede suscribir 222 acciones nuevas (2.000 derechos / 9 derechos por cada nueva acción), con lo que su participación quedaría inalterada al 0,222% (2.222 / 1.000.000).

Si vende todos los derechos, su participación caería al 0,2% pero compensaría la pérdida de valor de la cartera al venderlos a 0,2 euros, obteniendo 0,2 euros x 2.000 = 400 euros.

La operación «Blanca»

Por último, puede vender parte de sus derechos, destinando el ingreso a la suscripción de nuevas acciones, sin realizar ningún desembolso (operación conocida como operación blanca).

¿Cuántos derechos tiene que ejercer para mantener el valor de su inversión?

Si incorpora a su cartera 400 euros / 9,8 = 40,81 nuevas acciones, estará incorporando 400 euros de forma que el valor de la cartera total será 2.041 x 9,8 euros, aproximadamente 20.000 euros (como si no hubiese existido ampliación).

Para comprar esas 40,81 acciones necesita 369 derechos (41 x 9). Las acciones le cuestan 41 x 8 = 328 euros, que obtendrá de la venta de los 1.631 derechos (2.000 – 369 / 1.631 x 0,2 euros = 326 euros). Mantiene el valor de la cartera, aunque su participación también habría disminuido algo (2.041 / 1.000.000).